lunes, 5 de octubre de 2009

Cosas que hacer con un hombre desnudo

.
Mostrarle un pie y ver cómo se empalma, usar su polla de toallero, meterle un plátano canario por el culo, fumarse un cigarrillo y tirar la ceniza al suelo para que la recoja, depilarle el pubis y los testículos, que se masturbe mientras se ducha con agua fría, hacerle una paja con los pies, corriéndose en ellos y que luego lama hasta la última gota, que duerma la siesta en el suelo, pisarle el sexo, derramar cera de colores sobre su cuerpo, escribir tu nombre en su piel con tus uñas, ponerle pinzas, bañarlo en chocolate caliente, usarlo de mesa, que te pele pistachos, que friegue el suelo de rodillas, con agua, jabón y una gamuza, meterle el plumero por el culo y que limpie así el polvo, atarle los testículos, pellizcar los pezones, que te coma el coño durante horas, meterle un consolador mientras plancha, que lave tu ropa interior a mano, sin poder tocarse y llevando semanas sin verte desnuda, que te lea y recite, que baile desnudo para ti, usarlo de alfombra, que sólo se corra una vez a la semana, azotarle el culo y la polla, sacarle fotos, dejarlo atado a la pata de la cama e irse a la peluquería, que te lama los pies, propinarle el mismo número de azotes que puntos haya sacado su equipo de baloncesto, que te prepare gin-tónics, tener bajo llave en un armario su ropa para que sólo pueda vestirse y salir de casa con tu permiso, que te folle vestida, sin poder verte nada, que te haga la pedicura sentado sobre un lecho de piedrecitas de decoración, meterle la fusta por el culo, mearse sobre él, follártelo dándole la espalda, que te líe los porritos, que te de largos masajes, calentarlo, ponerlo a cien y pasar de él, usarlo de escabel, que duerma a tus pies, chuparle la polla prohibiéndose que se corra, mordisquearlo, pellizcarlo y arañarlo, estando de marcha mandarlo a casa y que te espere de rodillas junto a la puerta mientras te tomas una o dos copas con tus amigas, cabalgar sobre él, que esté vestido sólo con el perfume que te guste, grabarle en vídeo, que limpie el baño con un cepillo de dientes, que te folle cuando y cómo tú quieras, que cumpla tus caprichos, que obedezca tus órdenes y se desviva por hacer realidad tus deseos y que te adore, te sirva, te mime y te haga feliz, muy feliz... Porque él, sólo de pensarlo, ya lo es.

9 comentarios:

i dijo...

Divino

Fernanda dijo...

Me gusta leer el relato de vuestras aventuras cotidianas, aunque de vez en cuando se agradece una perla de imaginación desbordada como ésta. Y bueno, da alguna que otra idea...

Coincido plenamente con I, un texto morboso, sugerente y divertido.

Besos,
Fernanda.

Anónimo dijo...

Soy sumiso de Barcelona, enorme variedad de usos a los que cualquiera seria feliz de solo de servir. Me ha encantado.Mis humildes felicitaciones.

Saludos.

Anónimo dijo...

Te echo de menos :(

Anónimo dijo...

Me encanta, estuve mirando si era Yo quien lo habia escrito... jajajaja
Nos parecemos mucho...
Encantada de conocer este blog, que Me ha pasado Mi sumiso...
MissCaricia

La dama y su adorador dijo...

Saludos a todos, hemos estados enfrascados con la novela (qué difícil es escribir, revisar, corregir), ya estamos de vuelta ;-)

Gracias a I y su bichito, a Fernanda y su fidelidad, a los anónimos que nos echan de menos y dar la bienvenida a Miss Caricia y su servidor.

papillon{LR} dijo...

Hummm... encantadora la forma en la cual nos conoceis, no lo había visto desde un punto de vista tan divertido.
Un Saludo

julia dijo...

Soy sumiso de Barcelona, enorme variedad de usos a los que cualquiera seria feliz de solo de servir.

Anónimo dijo...

Usted sí que sabe...